El sistema de certificación europeo BIOmasud mejora el acceso a la información con su nueva web

El sistema de certificación europeo BIOmasud mejora el acceso a la información con su nueva web

Con la nueva web que acaba de estrenar, el sello europeo BIOmasud, encargado de certificar la calidad, la sostenibilidad y la trazabilidad de los biocombustibles sólidos mediterráneos, mejora  el acceso a la información más relevante, tanto para empresas productoras y suministradoras de biocombustibles, como para los usuarios finales.

Este sistema de certificación, que en este 2021 cumplirá siete años, garantiza al consumidor final que el producto que adquiere se ha producido conforme a unos parámetros mínimos de calidad y sostenibilidad. Además, el usuario  que compra BIOmasud está protegido por un sistema de quejas que el suministrador debe facilitarle para que pueda consignar las incidencias. Además, para  garantizar que el producto que llega al consumidor es el mismo que se ha producido, se ha  establecido una plataforma de trazabilidad.

Usuarios más concienciados con la calidad

Este sello, cuyos derechos en España los AVEBIOM y CIEMAT,  proporciona a los proveedores un  mejor posicionamiento ante un usuario cada vez más interesado por la calidad del biocombustible que utiliza. Y es que un combustible de calidad y normalizado garantiza que los equipos funcionen de manera más eficiente, limitando las emisiones a la atmósfera, aspecto este cada vez más acotado por la normativa europea.

La tendencia en el uso de astilla y hueso y otros biocombustibles sólidos mediterráneos es cada vez mayor, y también las regulaciones que afectan a su calidad y emisiones.  En palabras de Pablo Rodero, actual presidente del Consejo Europeo del Pellet y responsable de certificación en AVEBIOM, “La certificación es la mejor manera de asegurar a los consumidores de energía térmica un biocombustible de buena calidad a buen precio, por lo que esperamos un aumento de certificados BIOmasud en los próximos años.”

Los biocombustibles mediterráneos para uso doméstico que certifica BIOmasud son pellets de madera, hueso de aceituna, astillas de madera, cáscaras de frutos secos, poda de olivo y sarmiento y también la leña desde 2020.

Los interesados en certificarse han de seguir cuatro pasos dentro de un sistema de certificación transparente e independiente: tras la solicitud inicial, la empresa debe elegir los organismos de inspección, ensayo y certificación que desee. Cuando reciba la primera inspección en sus instalaciones, se tomarán muestras de su producto para el análisis e informe y, finalmente, si todo está correcto, obtendrá el certificado.

En España, hay ya ocho empresas certificadas: Energía Sierra Segura (Biocombustibles del Mediterráneo), Ecoloma, Ingecor, Peláez Renovables y Combustibles Cabello en hueso de aceituna; y Alcolea Biomass Center, Greenalia y Pallet Tama en astilla de madera. Entre todos podrían poner en el mercado hasta 150.000 toneladas de hueso y 30.000 toneladas de astilla certificadas.

La nueva web estará también disponible en breve en los idiomas oficiales del resto de países donde se implementa la certificación.

 

Publicar un Comentario