2020 podría cerrar con más de 78.000 vehículos eléctricos matriculados

2020 podría cerrar con más de 78.000 vehículos eléctricos matriculados

El ejercicio 2020 podría cerrar con una cifra superior a las 78.000 unidades de nuevos vehículos eléctricos matriculados, según se recoge en un reciente informe del Observatorio Sectorial DBK de Informa (filial de CESCE), sobre el sector. En este trabajo se precisa que las ventas de los vehículos eléctricos, tras incrementarse en un 42% en 2019 y mantener una curva ascendente en los primeros meses de 2020, sufrieron una brusca caída a causa del Covid-19, pero las previsiones son optimistas en cuanto a la reactivación del sector gracias, en parte, al lanzamiento de nuevos modelos con mejores prestaciones y a la implementación de medidas y planes públicos incentivadores de la demanda.

Crecimientos del 42% en las ventas

El año pasado se cerró con unas ventas de turismos, vehículos comerciales y cuadriciclos eléctricos de 19.617 unidades, lo que implica ese importante crecimiento del 42% respecto al año anterior y, además, multiplicar por más de cuatro la cifra registrada en 2016. A destacar que las dos primeras marcas aglutinaron el 22% del mercado, elevándose al 51% la cuota conjunta de las cinco primeras.

Si bien los vehículos eléctricos de batería o eléctricos puros (BEV) siguen concentrando la mayor parte de las ventas, un 62% en 2019, con mayor peso específico en relación al año anterior en detrimento del resto, los eléctricos híbridos enchufables (PHEV) aglutinaron el 37,9% del total durante ese ejercicio, con un porcentaje poco significativo en relación a los vehículos de autonomía extendida (EREV).

Con todo, el conjunto de los eléctricos alcanzaron en 2019 una penetración del 1,4% en las matriculaciones totales de turismos y vehículos todoterreno, con un parque que se situó a finales de año en 56.100 unidades, correspondiendo el 80,7% a turismos y vehículos todoterreno.

Sin embargo esa significativa trayectoria ascendente, que se plasmó en un nuevo récord histórico de ventas durante los meses de enero y febrero de este año, se vio bruscamente truncada en marzo, como consecuencia de la paralización de actividades no esenciales y las medidas de confinamiento de la población decretadas durante la pandemia.

Pese a ese tremendo frenazo, las previsiones apuntan a que en breve retornen unas cifras más esperanzadoras, gracias a los paquetes de ayudas articulados por el Gobierno para incentivar la adquisición de estos vehículos más sostenibles y eficientes. Se trataría de un ligero repunte más acusado en la parte final del ejercicio, lo que podría situar en unas 78.400 unidades las matriculaciones totales del parque de vehículos eléctricos, de los que un 83% serían turismos y vehículos todo terreno.

El informe apunta a que, con la necesaria recuperación del ritmo de las ventas, el parque de automóviles eléctricos podría situarse a finales de 2022 en torno a las 230.000 unidades, lo que supondría triplicar los registros de este ejercicio.

Publicar un Comentario