El BEI participa con 26 millones de euros en el proyecto Solar Storm 200

El BEI participa con 26 millones de euros en el proyecto Solar Storm 200

El Banco Europeo de Inversiones, BEI, facilitará 26 millones de euros para apoyar el proyecto Solar Storm 200, que prevé la construcción de 15 parques de energía solar fotovoltaica en España. Con este acuerdo, suscrito entre el BEI y la multinacional española IM2 Energía Solar, se busca impulsar el desarrollo de las energías renovables en España y contribuir también al cumplimiento de los objetivos climáticos de la UE.

Con una potencia prevista de 218 megavatios, los 15 nuevos parques fotovoltaicos estarán situados en las comunidades autónomas de Extremadura, Andalucía, Valenciana y Murcia. Su puesta en marcha evitará las emisiones de 116.000 toneladas de CO2 al año y su construcción conllevará la contratación de 400 personas, además de la creación de otros 20 puestos de trabajo ya permanente.

Esta operación es pionera y totalmente innovadora para el banco de la UE que, por primera vez, invertirá en una plataforma para desarrollo de proyectos de energías renovables, convirtiéndose en socio participativo de Solar Storm 200, el vehículo de inversión sostenible por el que IM2 ha planificado el desarrollo y construcción de estas infraestructuras en España.

El vicepresidente Ejecutivo de la Comisión Europea, Valdis Dombrovskis, responsable de “Una economía al servicio de las personas”, ha declarado que “invertir en energías renovables es un elemento crucial para alcanzar los objetivos del Acuerdo de París sobre el Clima y la neutralidad climática para 2050″, además de convertirse en un elemento dinamizador para la creación de empleos”.

En el acto de firma, celebrado en el marco de la COP25, la vicepresidenta del BEI, Emma Navarro, responsable de la acción climática del Banco y de su actividad en España, ha expresado su satisfacción por “estar en la Cumbre del Clima apoyando proyectos que, como éste, van a contribuir a reducir las emisiones de C02 y a incrementar la energía que se produce en España a partir de fuentes renovables. Nuestro país tiene un gran potencial en este tipo de energías y el BEI quiere contribuir a aprovecharlo. Como banco del clima de la UE, el BEI trabaja para que Europa lidere la respuesta a la emergencia climática”.
Por su parte, Enrique Selva, CEO de IM2 Energía Solar, considera que “el sector fotovoltaico español está creciendo de manera exponencial y Solar Storm es una gran oportunidad para invertir en energía limpia, en un proyecto que aúna sostenibilidad y rentabilidad a largo plazo. Tenemos la oportunidad de aprovechar la alta radiación solar de España, la mayor de toda Europa, y una tecnología altamente competitiva en costes para generar energía eléctrica compitiendo a nivel económico con otras tecnologías”.

El acuerdo permitirá que Solar Storm se lance como plataforma de inversión de Umbrella Capital, holding al que pertenece IM2 Energía Solar, con un enfoque de Independent Power Producer (IPP), convirtiéndose en un productor de energía eléctrica de origen renovable. Además de la participación del BEI, Solar Storm 200 también cuenta con el respaldo de banca comercial vía financiación en la modalidad Project Finance.

El BEI y la acción contra el cambio climático

El BEI se ha convertido en uno de los mayores proveedores de financiación a escala mundial en la lucha contra el cambio climático, figurando entre sus objetivos liderar la movilización de la financiación necesaria para mantener el calentamiento global por debajo de los 2 ˚C y limitar el aumento de la temperatura a 1.5 ˚C con el fin de cumplir con los objetivos del Acuerdo de Paris.

Además, a mediados de noviembre, su Consejo de Administración aprobó una hoja de ruta para consolidarse como Banco del Clima de la UE, junto con una nueva política de préstamos energéticos. Las piezas básicas de estos acuerdos son: el compromiso del Grupo BEI de movilizar al menos 1 billón de euros en inversiones para el clima y medioambiente en la próxima década, de 2021 a 2030; para ello, el Banco aumentará gradualmente la financiación que destina a estos objetivos para situarlos en el 50% de su financiación en el año 2025. Asimismo, anunció el propósito de deja de financiar proyectos energéticos basados en combustibles fósiles a partir de finales de 2021.

 

Publicar un Comentario