Extremadura lanza una nueva línea de ayudas para potenciar las renovables y la eficiencia energética

Extremadura lanza una nueva línea de ayudas para potenciar las renovables y la eficiencia energética

Extremadura lanza una nueva línea de ayudas para impulsar el despliegue de las energías renovables y, a la vez, potenciar la eficiencia energética. Dotada con algo más de 12 millones, esta nueva convocatoria que permanecerá abierta hasta el próximo 14 de diciembre, fue presenta por la consejera de Transición Ecológica y Sostenibilidad, Olga García, quien anunció las bases reguladoras de esta línea, que se convierten en un buen instrumento para “prestar el apoyo económico a la inversión en proyectos que supongan la utilización de energías limpias”.

La consejera precisó que las ayudas suponen “la consolidación de la apuesta decidida de la Junta de Extremadura por la generación de energía renovable”,  como alternativa a los combustibles fósiles, así como por el fomento de la eficiencia y el ahorro energético “como medida decisiva de sostenibilidad”, argumentando que se trata de tecnologías limpias, seguras y rentables por sí mismas, aunque ha reconocido que a la hora de ser adoptadas por los usuarios “la barrera del coste de instalación era un factor limitante”.

En este sentido, desde la Junta de Extremadura se ha hecho un esfuerzo “por sacar adelante este paquete de incentivos y hacerlos más atractivos”, poniendo el foco en que en la actual convocatoria se incrementa hasta 55% del coste subvencionable, frente al 40% de la anterior convocatoria, lo que representa “un indudable estímulo para dar el paso definitivo en la senda de la energía renovable”.

Cerca de 9 millones para fomentar las renovables

García ha adelantado que se destinan algo más de 8,7 millones de euros para la puesta en marcha de nuevos proyectos de energías renovables, fomentando modelos de inversión más innovadores e incentivando cambios en los patrones de consumo y producción energética “utilizando de manera eficaz los recursos, reforzando la competitividad empresarial y promoviendo una mayor seguridad energética”, puntualizó la consejera, quien puso el foco en el aumento de la intensidad de la ayuda y ha explicado que mientras que para los municipios y entidades locales la ayuda sigue en el 80% de los costes subvencionables para el resto de beneficiarios, fundamentalmente particulares y pymes, la cobertura pasa a ser ya de ese mencionado 55%.

Estas subvenciones se reparten en tres líneas. La primera de ellas dirigidas a personas físicas, comunidades de propietarios y asociaciones sin ánimo de lucro respecto de sus viviendas y edificios.

 Las otras dos líneas abarcan las dirigidas a municipios y entidades locales menores respecto a sus dependencias municipales y las que competen a actuaciones en energías renovables, dirigidas al sector empresarial.

En este punto, la consejera precisó que el autoconsumo cuenta con 4,9 millones de euros para su promoción con ayudas son de concesión directa.

Ayudas para el ahorro y eficiencia energética            

La partida destinada a inversiones que contribuyan al ahorra y la eficiencia energética llegan, en esta ocasión, a los 3,6 millones de euros, persiguiendo con ello la mejora del aprovechamiento de la energía en instalaciones ya existentes y en otras nuevas.

Explicó la consejera que se han establecido dos líneas de ayuda, una dirigida al sector empresarial, pymes y sus agrupaciones, y a las comunidades de bienes; y otra dirigida a las infraestructuras y servicios públicos de la región, municipios y entidades locales menores y proveedores de servicios energéticos.

Ambas partidas, financiadas con fondos FEDER, son de concesión directa mediante convocatoria abierta y los interesados dispondrán de un plazo de 6 meses para solicitarlas.

Publicar un Comentario