La vuelta a la actividad hace que junio cierre con una reducción del 38% en las prestaciones por ERTE

La vuelta a la actividad hace que junio cierre con una reducción del 38% en las prestaciones por ERTE

Según datos facilitados por el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), el gasto en prestaciones llegó hasta los 4.115,2 millones de euros en el mes de junio. Un gasto que implica que los beneficiarios recibieron 3.300,6 millones en salario neto y 814,6 millones en cotizaciones sociales y retenciones en concepto de Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF).

Con todo, el gasto ha conseguido reducirse en 1.392,5 millones de euros respecto al máximo marcado en el mes de mayo, aunque sigue existiendo un total de 5.129.620 trabajadores sujetos a una prestación del SEPE en dicho mes. Sin embargo, aquí también se detectan reducciones, ya que se viene de la cifra de mayo de 5.986.864 trabajadores, y marca el inicio de un descenso que se prevé continúe en los próximos meses, a medida que se incorporen a la actividad los trabajadores afectados por ERTE.

Trabajadores en ERTE

En junio, se ha contabilizado un total de 2.840.735 personas afectadas por ERTE que recibieron una prestación, con un saldo de 546.545 trabajadores menos que las que constaban en el SEPE en el mes anterior, concluyendo que muchos de esos trabajadores retomaron la actividad antes de que hubiera finalizado el mes.

Además, la nómina de las personas incluidas en un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) supuso 2.055,3 millones de euros, la cantidad más baja desde el inicio de la crisis sanitaria del Covid-19 y 1.262,4 millones de euros menos (-38%) que en el mes de mayo.

De este importe, 1.886,4 millones de euros fueron ingresos netos para los afectados y 168,9 millones de euros correspondieron al abono de las cuotas sociales. El gasto total en prestaciones por ERTE suma 8.091,7 en los meses de abril, mayo y junio.

Publicar un Comentario