Más de 7.750 normas UNE contribuyen a agilizar las exportaciones del sector eléctrico

Más de 7.750 normas UNE contribuyen a agilizar las exportaciones del sector eléctrico

Más de 7.750 normas UNE relacionadas con el sector eléctrico avalan que los agentes del sector proporcionan la calidad y seguridad que el mercado necesita. Esa cifra supone el 23,4% del catálogo de estándares de UNE, según reconoce la propia Asociación con motivo de la campaña Pasos firmes, que tiene como objetivo subrayar las ventajas de las normas técnicas para los sectores económicos, empresas y consumidores.

Los beneficios de las normas UNE son múltiples, aunque quizá lo más importante es que ayudan a los fabricantes y distribuidores de productos eléctricos a cumplir con la legislación y garantizar su seguridad, calidad y funcionalidad, estableciendo unas reglas de juego comunes.

Ayuda a la exportación

Destacar también que los estándares se convierten en llave de acceso a las exportaciones de las empresas del sector eléctrico, constatando que el 90% de las normas UNE eléctricas son europeas y el 75% tienen un carácter más internacional, lo que incide de forma directa en una mayor internacionalización y un intercambio comercial más fluido de las empresas españolas. De entrada, UNE favorece el clima de negocios de las empresas españolas en países de destino de sus exportaciones, dando soporte al Plan de Acción para la Internacionalización de la economía española.

Esa estandarización que se consigue con las normas UNE, con la ayuda de los principales actores, permite establecer mercados transparentes y globales, eliminando las barreras técnicas al comercio. Además, la Asociación lleva la voz de los expertos de empresas españolas a los foros internacionales en los que se desarrollan normas clave para su competitividad.

Directamente se ha demostrado que las empresas que usan las normas técnicas experimentan beneficios económicos, lo que puede estipularse en hasta el 5% de sus ingresos anuales por ventas, al tiempo que reducen un 7% los costes empresariales. A eso se suma el 1% del PIB que suponen las normas para el conjunto de la economía española.

En ámbitos de la eficiencia energética o iluminación inteligente, estos estándares resultan sumamente eficaces ya que, como en el caso de la aplicación de la Norma UNE-EN ISO 50001, pueden llegar a generar en las empresas un ahorro de hasta el 30% del coste energético.

Asimismo, facilitan la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), ya que proporcionan un lenguaje común y criterios medibles, basados en el conocimiento, consenso y colaboración que requiere este reto global.

 

Publicar un Comentario