Siemens apuesta por el teletrabajo en la nueva normalidad

Siemens apuesta por el teletrabajo en la nueva normalidad

El Consejo de Administración de Siemens ha asumido que el teletrabajo se ha convertido en un elemento clave para la compañía, además de estándar permanente, no sólo durante la pandemia sino también en épocas posteriores.

En línea con todo ello, ha aprobado la implementación de un modelo que casa con esta visión, permitiendo que los empleados de todo el mundo teletrabajen un promedio de dos o tres días a la semana, siempre que sea razonable y factible. No en vano, la crisis del coronavirus y las medidas de confinamiento han dado visibilidad a la variable -nunca antes detectada en esa dimensión y escala- de trabajar con independencia de una ubicación fija. Algo que reflejan las encuestas mundiales realizadas a los empleados de Siemens, quienes han confirmado su deseo de flexibilizar dónde trabajar.

El teletrabajo alcanza un significado explícito que va más allá de trabajar desde casa, sino que supone decantarse por la opción de elegir el lugar que resulte más productivo. El resultado es un modelo híbrido que abarca también entornos específicos, como espacios de coworking. En este sentido, el trabajo en la oficina debe complementar el teletrabajo en función de las circunstancias.

Salto en el proceso de digitalización

Roland Busch, CEO y director de Relaciones Laborales de Siemens AG, convencido de que “la crisis del coronavirus ha impulsado un nuevo salto en el proceso de digitalización”, reconoce que la compañía “ha dado un paso más” y con la base de este modelo de trabajo “como visión de futuro en el desarrollo de nuestra cultura corporativa”, asocian este cambio “a un estilo de liderazgo diferente, más centrado en los resultados que en el tiempo que se pasa en la oficina”.La receta pasa por confiar en los empleados, “capacitándolos para que sean ellos mismos los que den forma a su trabajo de manera que puedan lograr los mejores resultados posibles”, al tiempo que “motivamos a nuestros empleados, mientras mejoramos las capacidades de rendimiento de la empresa y profundizamos en el perfil de Siemens como empleador flexible y atractivo”.

Un equipo de trabajo formado por empleados de los departamentos de Estrategia, Recursos Humanos y TI y de Siemens Real Estate, así como por representantes de las dos empresas ha participado en la elaboración de este modelo de trabajo para la nueva normalidad que se aplicará a más de 140.000 empleados de la compañía localizados en 43 países. Se implantará de manera inmediata y mantendrá los derechos de los representantes de los empleados en lo que respecta a la aplicación en los distintos países.

Este modelo “encaja perfectamente en nuestro concepto para el futuro del trabajo”, asegura Jochen Wallisch, director de Relaciones Industriales y Condiciones de Empleo de la compañía, subrayando que “estamos usando este modelo para perseguir el objetivo de desarrollar nuevas formas de trabajar juntos de manera remota y digital”.

Publicar un Comentario